Salud

3 consejos para iniciar una clínica dental

Dirigir su propia clínica dental puede ser tan lucrativo como satisfactorio a nivel personal. La salud dental es una parte esencial de la salud general de una persona, y prestar este servicio al público en general puede ser un gran acto.

Sin embargo, dirigir una consulta dental es como dirigir cualquier otro tipo de pequeña empresa: hay que superar muchos retos y obstáculos. Si está pensando en abrir una consulta dental, es esencial que se tome el tiempo necesario para prepararse adecuadamente y poner en marcha su consulta con buen pie.

¿Cuál es la mejor manera de abordar esta gran tarea como dentista con aspiraciones empresariales? Sigue leyendo estos consejos de Dentista Urbina y te guiaremos por lo que los dentistas deben saber para convertirse en propietarios y no en simples empleados.

1. Contratar a las personas adecuadas

¿Conoce el concepto de que la mejor empresa es tan buena como su peor empleado? Eso es cierto en todas las empresas y, sin duda, también lo es cuando se trata de su consulta dental.

Contratar a las personas adecuadas será fundamental para el éxito final de su consulta. Debe incorporar a su equipo a las personas adecuadas lo antes posible en el proceso. Juntos podréis construir algo en lo que merezca la pena creer.

Algunas de las personas que puede reunir son un contratista de obras, un contable y un especialista en equipamiento. Juntos, estas personas pueden preparar su oficina, comprar el equipo adecuado y equilibrar sus libros.

Por supuesto, a medida que te acerques a la apertura, tendrás que contratar a otras personas. Pero empezar desde el principio con un equipo sólido y fiable puede ponerte en el camino del éxito desde el principio.

2. Asegurar la financiación adecuada

Se necesita mucho dinero para poner en marcha una clínica dental. Hay que contratar gente, construir cosas y abastecerse de suministros dentales adecuados.

La desafortunada verdad es que probablemente estará en números rojos durante algún tiempo antes de llegar a un lugar en el que obtenga algún beneficio de su trabajo.

¿Lo mejor que puedes hacer por tu futuro cuando encuentres la financiación inicial? Asegurarte de que pides un préstamo en unas condiciones que te faciliten la obtención de beneficios más adelante.

La mayoría de las consultas se inician con una serie de préstamos. Es importante asegurarse de que estos préstamos tienen tipos de interés bajos y plazos de devolución aceptables. Es posible que pasen varios años antes de que ganes suficiente dinero para poder pagar esos préstamos.

No querrás que se hayan duplicado en ese tiempo, por lo que debes asegurarte de conseguir un préstamo con un tipo de interés bajo.

3. Crear un plan de negocio

Antes de buscar financiación, puede ser una buena idea tener un plan de negocio detallado hecho y en la mano. Un plan de negocio debe contener estimaciones de todos los costes a los que puede enfrentarse y su presupuesto global.

Debe incluir cómo pretende ponerse en verde, incluyendo los tratamientos que ofrecerá, los precios estimados y las tácticas que utilizará para hacer crecer su negocio de dentista con el tiempo.

Un plan de negocio para dentistas adecuado debe exponer el plan previsto para la consulta durante los próximos cinco años, aproximadamente. Puede ser útil para ti mismo, así como una buena guía para los colaboradores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *